DIY

Pasos para pintar un armario

Pintar el armario, tanto el exterior como el interior, es el proceso más rápido para obtener un armario de aspecto renovado casi al instante. Para evitar complicaciones, se aconseja seguir estos pasos:

  • Valorar el estado de la madera: comprobar que no esté corroída, si tiene humedad, si tiene golpes, ralladuras, arañazos, agujeros…. si el problema fuera grave, sería mejor cambiar la puerta o modulo por una nuevo. Hacer la misma valoración si el armario es de otro material.
  • Reparar el interior: antes de ponerse a pintar las puertas o exterior del armario, es vital reparar y renovar el estado del interior

a) Si el mismo fuera de hormigón (en el caso de armarios empotrados o de obra), sería conveniente ver si existe humedad o presencia de moho. En este caso, habría que limpiar con un trapo empapado en lejía y frotar para hacer desaparecer el moho. Reparar el escape de agua si fuera culpa de una tubería o sellar ventana, por ejemplo. Dejar secar la pared con la ayuda de un secador de pelo y ventilar bien la habitación abriendo las ventanas. Una vez la pared seca, aplicar una capa de imprimación de pintura con la ayuda de una brocha o rodillo, protegiendo antes bien paredes y esquinas para no manchar. Una vez seca esta capa, aplicar una de pintura impermeabilizante o antihumedad (ésta es muy densa, costará un poco). Dejar secar, y aplicar otra de pintura plástica si se desea. Si el interior tuviera grietas, habría que aplicar masilla reparadora, dejar secar, lijar con grano 200, limpiar el polvo del lijado y pintar posteriormente.

b) Si el interior del armario fuera de madera, sólo se podría reparar si hubiera grietas, aplicando masilla especial madera, dejar secar, lijando, limpiando el polvo del lijado, y barnizando o pintando después con pintura especial maderas (esmalte). Si la madera presentase humedad o estuviera corroída, habría que cambiarla por completo.

  • Lijar las puertas de madera: con una lijadora eléctrica o con una lija manual de grano 200.
  • Limpiar el polvo del lijado: con un trapo seco y especial para muebles.
  • Proteger los perfiles con cinta de carrocero y quitar los tiradores si los hubiese.
  • Proteger el suelo con plásticos y las paredes exteriores con cinta de carrocero.
  • Empezar pintando en todas las capas por las esquinas y cantos con una brocha recortadora o triangular, después con una brocha especial maderas, y finalmente acabar las capas con el rodillo especial maderas.

Brochas y rodillos especial maderas

  • Aplicar una capa de imprimación: de pinturas, especial para maderas y esmaltes. Seguir la secuencia de brochas y rodillos. Aplicar de arriba a abajo. Dejar secar lo que marque el fabricante.
  • Aplicar una capa de esmalte: siguiendo los mismos pasos. Dejar secar los que marque el fabricante.
  • Repetir el proceso con otra capa de esmalte.
  • Retirar los plásticos y cintas de carrocero.
  • Esperar 24 horas antes de volver a colocar los objetos en el armario o acercarlos a las puertas.

Barnizado: emplear los mismos pasos de lijado, limpieza y protección, sólo que aplicando una o dos capas de barniz posteriormente, en vez de pintura.

Otros materiales: Si el material de las puertas fuera otro (PVC, aluminio..), se deberá seguir los mismos pasos, sólo que empleando pinturas y utensilios especiales para esos materiales. No suelen lijarse, pero si limpiarse antes de aplicar capas de pintura.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s